martes, 12 de enero de 2016

Top 5 | mejores lecturas del 2015


Me hacia mucha ilusión escribir esta entrada, pero al mismo tiempo me ha supuesto un reto. Al final he hecho una pequeña trampa, ya que, ninguna de estas historias podía quedarse fuera de la lista. No están en orden de preferencia simplemente las leí en este orden.


Un beso en París, de Stephanie Perkins
Lo leí a principios del año pasado y todavía ahora se me dibuja una sonrisa tonta en la cara cuando lo veo en las estanterías. Estoy deseando leer más de Stephanie Perkins, pero al mismo tiempo me da miedo que no sea tan bueno como este. Un beso en París nos cuenta la historia de Anna, nos cuenta como es su experiencia en su primer año en París. El nuevo instituto, los nuevos amigos, la nueva ciudad. No va con muchas ganas, pero ese año le cambia la vida en muchos aspectos. Además, Anna y Étienne hacen una pareja tan bonita, tan dulce y adorable que es imposible no quererlos. Y ese beso. Ese ansiado beso es perfecto. Sin duda es uno de mis favoritos de este año y lo supe antes de cerrar el libro.

Tenía dudas con él, pero fue ir a su presentación y necesitarlo. Todo el mundo contaba maravillas sobre Heima. Hablaban de un misterio, de algo mágico. Al empezar parece un libro contemporáneo más, pero a medida que vas pasado las páginas y te adentras en su historia ves que hay algo más, algo que no te cuentan al principio, algo incluso mágico que realmente no te esperas. Obviamente esperas encontrarte algo fantástico, pero no eso. Fue una sorpresa que de alguna forma extraña encajaba a la perfección con la trama. Los tres protagonistas son perfectos en su imperfección. Aunque empiezas odiando a Laura, a Heima la quieres. John es ese tipo de chico que te vuelve loca y no sabes porque. Y Orri es un amor, un ligón sin escrúpulos, pero un amor en el fondo. No es que sea una historia mágica sino que además Laia escribe de una forma muy especial.

Frío, de Laurie Halse Anderson
Suerte que este año reeditaron el libro porque lo tenía completamente olvidado. Cuando leí Frío, en pleno verano, sentí frío. Parece extraño, pero estuve con la manta puesta durante toda su lectura. Anderson nos cuenta la historia de Lia, una chica con un serio trastorno de alimentación. Leer sus pensamientos fue duro, ver como sus familiares la intentan ayudar y como ella rechazaba esa ayuda fue extraño. Realmente consigue que el lector entendiera un poco más esa enfermedad. Sus causas, sus consecuencias. Me metí en su piel hasta cierto punto, puedo llegar a entender porque lo hace pero para nada estoy de acuerdo con su comportamiento. En mi opinión, es un libro que te hace reflexionar y que creo que es bueno leerlo con cierta edad. Se nota que la autora estuvo investigando. Además trata el tema de forma directa pero al mismo tiempo de forma delicada.

Hijo dorado, de Pierce Brown
Mi obsesión con Amanecer rojo fue muy real. Cuando salió Hijo dorado me faltó tiempo para hacerme con él. Todo lo que encontré en Amanecer rojo e hizo enamorarme de él estaba en Hijo dorado multiplicado por mil. Mil veces más violento, mil veces más sangriento, mil veces más apasionante. Puedes sentir como la adrenalina corre por tus venas. Darrow me encanta. Es un personaje que ha evolucionado muchísimo desde la primera vez que apareció. Lo vez pasar de niño a joven y de joven a adulto. Todos los demás personajes también sufren una gran evolución. Estoy deseando que salgo el tercero, lo necesito. Las dos últimas páginas de Hijo dorado fueron horribles. Estoy segura que Pierce Brown tiene mucho que decir y que se va a convertir en un gran escritor. Más de lo que es ahora.

La quinta ola, de Rick Yancey
Mi última lectura del año, literal. Me ha sorprendido en muchos aspectos. Rick Yancey escribe de forma directa y fría en muchas ocasiones. No estoy muy segura de lo que esperaba encontrarme, pero ha sido mucho mejor. No podía terminar mejor el año que con una distopía con toques de ciencia-ficción. Últimamente me atrae bastante este género. Me ha gustado el hecho de no conocer nada de los Otros, de los extraterrestres, sólo lo que los personajes iban descubriendo. Además, tener varios narradores y varios puntos de acción le hace tener una trama más rica y con más matices

Percy Jackson y los dioses del Olimpo, de Rick Riordan
No podía no incluir a Percy Jackson es esta lista. No voy a extenderme mucho con él, ya que, tengo pensado escribir una entrada aparte para toda la serie. Mis libros favoritos: El ladrón del rayo y Labatalla del laberinto. Lo mejor de ellos, sin duda: Percy.


¿Cuales han sido vuestros favoritos? ¿Coincidimos en alguno?
Un beso.

PD: Podéis ver todas las reseñas completas pinchando en sus títulos.

2 comentarios:

  1. ¡Hola Gemma! De la lista me llama mucho la atención "Hijo Dorado", lo tengo en pendientes. Del resto he leído varias reseñas pero no me llaman mucho.

    ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lucía TIENES que leer a Pierce Brown no te vas a arrepentir, tanto Amanecer rojo como Hijo dorado son pura perfección y además este año (creo y espero) va a salir la tercera parte!

      Un beso!

      Eliminar